miércoles, 22 de julio de 2009

Demandarán a autoridades mexicanas por delito ambiental

El Sol de México, México/
Ciudad de México.- Uno de los hombres más acaudalados del mundo, Jon Shirley, exvicepresidente de Microsoft y socio de Bill Gates, denunciará ante la Procuraduría General de la República (PGR) al secretario del Medio Ambiente, Rafael Elvira Quesada; al procurador del Medio Ambiente, Patricio Patrón Laviada, y al gobernador de Nayarit, Ney González Sánchez, de violar las leyes mexicanas y permitir un "crimen ambiental", afirmó su abogado Eric Coufal Díaz.

Jon Shirley, quien financió parte de la campaña del presidente Barack Obama, anunció que los primeros días de agosto hará contacto con el Ministerio Público Federal para ponerlo en antecedente de una grave violación cometida por la constructora Aura Arena Blanca, que construye dos torres en Bahía de Banderas, Nayarit.

En conferencia de prensa Eric Coufal indicó que Jon Shirley adquirió una finca de 10 millones de dólares para venir a descansar a México, pero se dio cuenta que la construcción fue afectada por la obra vecina construida sin permisos y violando las leyes y normas ambientales mexicanas y las establecidas en el Acuerdo de Cooperación Ambiental de América del Norte, celebrado entre Canadá, Estados Unidos y México.

Pero más aún, el abogado norteamericano adelantó que este hecho lo reportarán al presidente Barack Obama, para que con toda la información necesaria le comente el caso al presidente Felipe Calderón en su próxima visita a México.

El bufete Coufal Abogados tiene documentadas todas las anomalías y corrupción que existe en este ámbito, pues en caso de no reparar el daño, se hará una campaña entre inversionistas de Estados Unidos de América para no invertir en México por la inseguridad y corrupción que hay en los tres niveles de gobierno.

1 comentario:

Joharichambrix dijo...

Por una parte está bien que se hagan este tipo de demandas "entre los grandes", de alguna manera se benefician los ecosistemas, se saca un poco la mierda que hay en las "autoridades" y se inhibe la pavorosa y despiadada inversión inmobiliaria que es la que afecta más la Natura, aunque sólo vienen a presentarse este tipo de denuncias cuando a los cacas grandes les afecta, porque ellos saben muy bien como se manejan nuestros "sistemas" políticos y de "protección" a la bioperversidad.
Bien podrían estos "pesados" de dinero gastar un poco de su dinero en comprar grandes extensiones de tierra y declararlas zonas naturales protegidas condicionadas a k no se les ponga ni un ladrillo y gastar en guardias forestales para su protección.
Lástima que lo hacen por codicia y no por amor a la Madre Naturaleza.
Nunca podrán gastarse su dinero, porque todo lo que tocan se vuelve oro, así que la única manera de GASTAR, verdaderamente gastar su dinero, sería haciendo lo que propongo.
Javier Fabris